viernes, 30 de abril de 2010

El Evangelio según San Juan: una guía de lectura

Evangelio según San Juan: Guía de lectura

El Evangelio según San Juan fue uno de los últimos libros escritos en el Nuevo Testamento.
Fecha: entre 85 y 95 d. C.

Autor:
Juan, hijo de Zebedeo, apóstol de Jesucristo. Hay cierta confusión sobre los autores de todos los evangelios. Esta confusión es causado por el hecho de que Juan y los otros autores de los evangelios son anónimos en sus escritos. Nadie quería darse importancia ya que Jesús es el más importante. Nadie se daba a sí mismo un título de Apóstol, maestro, padre, porque Jesús lo había prohibido (cita).

Juan describe a si mismo como el “discípulo amado”. La tradición claramente identifica al “discípulo amado” con Juan, hijo de Zebedeo.  Esto es completamente contrario a la moda de hoy de tener los “apóstoles” poner en su publicidad, “apóstol fulano”. Sólo Pablo llamaba a sí mismo Apóstol, por haber “nacido fuera de tiempo”. El es el único que hace una defensa de su apostolado (Gálatas, 2 Corintios 10-11).

Destinatarios: Se cree que Juan escribió su evangelio en Efeso. Esto indica que los destinatarios son de esta ciudad con su adoración a Artemisa o Diana. Ver Hechos 19.

Circunstancias: Esta muy relacionado con 1 Juan, donde está presente herejía, deserción, enseñanza novedosa y mucha confusión entre los cristianos si son salvos o no.

La perspectiva del Evangelio según Juan:
Juan escribe desde la perspectiva de haber reflexionado, y meditado durante de casí 50 años sobre la vida de Jesús.  Incluye cosas que no habían entendido cuando Jesús andaba con ellos en la tierra. Por ejemplo: en Juan 2: Jesús dice que “destruye este templo, y en tres días lo levantaré”. Juan explica que ellos no entendían lo que Jesús decía en este momento, sino se acordaron después de la resurrección y creyeron en la Escritura  en la palabra que Jesús había hablado (v. 22).

Esto es diferente de los evangelios sinópticos que relatan la historia como ellos lo vivieron. Más Juan presenta la conclusión de quien es Jesús.

Palabras con dos sentidos
Esto es una de las características del Evangelio Según Juan. Un ejemplo es la palabra “levantar”. Esta palabra se refiere a “exaltar” y a la vez se refiere a “crucificar”.

Propósito: El Evangelio Según Juan tiene una declaración de propósito esta claro y controla todos los elementos presentados en el Evangelio. Esta declaración se encuentra en Juan 20:30-31.
Señales: Los milagros en Juan están presentados para enseñar (señalizar) algo. La señal mayor del Evangelio según Juan es la muerte, resurrección y exaltación de Jesús como Dios encarnado. Los otros señales apuntan a la identidad de quien es Jesús.
Creer: Juan declara que su propósito es de llevarnos a creer que Jesús el el Cristo, el Hijo de Dios y que creyendo en Él podemos tener vida. Esto hace que el propósito primario de este evangelio es evangelismo.
Cristo: Cristo es la palabra griego para mesias en hebreo. Mesías es “el ungido”. El que tiene la misión de salvar el pueblo de Dios. Juan está identificando Jesús como el Cristo de tal forma que podemos creer que Jesús es nuestra única esperanza para salvación.


Juan usa las fiestas judías para explicar la vida de Jesús. Jesús hace su revelación a partir de una situación especifica en la cultura judía.

Bosquejo:
el evangelio de según Juan viene en 4 partes:
    1. Prologo (Juan 1:1-18), 2. Señales (Juan 1:19-12:50), 3. Gloria (Juan 13:1-20: , 4. Epilogo (Juan 21)
Este bosquejo tiene varias deficiencias. Vamos a usar uno un poco más complejo.

Prologo (Juan 1:1-18)
El prologo de Juan es una presentación de Jesús como preexistente, como creador, el encarnado, como Dios,

Según D. A. Carson, Juan da una explicación de Jesús como la PALABRA (logos) que estaba con Dios en el principio. Este PALABRA se hizo carne y habitó entre nosotros. Esto es el tema del Evangelio de Juan. También menciona que los principales temas y palabras del evangelio ya están presentes en el prologo: vida, luz, testimonio, verdad, mundo, y gloria. Todo esta resumido en el prologo.

Jesús es mayor que Moisés, quien les dio la ley, porque Jesús da la gracia.

El prologo también tiene la aseveración de que Jesús el el revelador de Dios, “El lo ha dado a conocer” (Juan 1:18).

Carson también indica la posibilidad de que el prologo es un quiasmo. En un quiasmo la frase en medio es el punto más importante. Carson señal que la frase en medio es, “les dio el derecho de llegar a ser hijos de Dios” (Juan 1:12b NBLH). Juan esta describiendo como Jesús nos hace posible recibir el evangelio.

2. Jesús revelado a sus discípulos 1:19-2:12
    Esta revelación ocurre en 7 días (la creación)
 Día 1 Juan el B: Yo no soy digno de desatar la correa de la sandalia.
 Día 2  Al día siguiente: Este es el Hijo de Dios
 Día 3 Al día siguiente: hemos hallado el Mesias
 Día 4 Jesús es reconocido por un verdadero israelita
 Día 7 Jesús el verdadero cumplimiento de la esperanza mesiánica
Jesús revelado al mundo (Juan 2:13-12:50)
    Juan presenta a Jesús en las fiestas judaicas. Las fiestas presenten aspectos de la esperanza mesiánica de los judía. (Ver las fiestas en Levitico.)

La primer pascua (Juan 2:13-4:54)
Jesús limpia el templo
Nicodemo
La mujer samaritana

La fiesta sin nombre [el sábado] (Juan 5:1-47)
    Los judíos creían que sólo Dios trabajaba los sábados. Jesús al sanar la gente el sábado estaba haciendo una aseveración de que él era divino. Por está razón se molestaba tanto la gente de sus actividades en el sábado. En Juan esto representa el inicio de la oposición a Jesús.

La segunda pascua (Juan 6:1-71)
Para entender Juan 6 mejor lee Números 11 y noten los 5 paralelos:  buscando pan-maná, murmuración, el profeta que iba a venir y más gente que comida. Jesús es el nuevo Moisés.
Jesús actúa como el segundo Moisés, “un profeta como yo” (Deuteronomio 18:18) que alimenta a la gente y les ofrece el “PAN DE VIDA”. Jesús dice que el mismo es esta pan (Juan 6:48-58). Así anticipa la pascua final (Juan 13-20).

d. La fiesta de tabernáculos (Juan 7:1-10:21).
Juan presenta a Jesús cumpliendo los símbolos del éxodo en la fiesta en Jerusalén: 1. El agua que salió de la roca (Éxodo 17:1-7); 2. La luz (Números 9:15-23); y 3. La revelación del nombre divino JHVH (Éxodo 3:13-15). Jesús esta iniciando un nuevo Éxodo (ver Apocalipsis 15:3-4).

En seguida, Jesús sana a un ciego de nacimiento (Juan 9:1-41). Este episodio ilustra como Jesús es la luz del mundo. Es importante notar que este episodio no atribuye la mala suerte del ciego a Satanás o el pecado, sino es para la gloria de Dios desde el principio.

El buen pastor (Juan 10:1-21).

e. La fiesta de dedicación (Juan 10:22-42).
Esta fiesta no esta en Levitico, sino viene del periodo de los Macabeos. Están celebrando la reapertura del templo después de que fue profanado por Antioques Epifanes por el año 180 antes de Cristo.

La resurrección de Lazaro (Juan 11:1-57)
La muerte de Lazaro es presentado como consecuencia de retraso deliberado de Jesús en responder al mensaje de que Lazaro esta enfermo. Al igual que el ciego, la enfermedad de Lazaro tiene el propósito de Dios de glorificar a Dios.
En la muerte de Lazaro presenta un reto muy fuerte para sus seguidores. ¿Puede uno confiar en Jesús cuando todo sale contra nuestras esperanzas?

La resurrección de Lazaro es la señal que presenta la divinidad de Jesús de forma más directa y clara ya que Lazaro era un hombre conocido por todos.


La entrada triunfal (Juan 12:12-26)
La entrada triunfal es una proclamación de Jesús como rey. Pero nadie capta el significado en el momento. “Sus discípulos no entendieron esto al principio, pero después, cuando Jesús fue glorificado, entonces se acordaron de que esto se había escrito de él, y de que Le habían hecho estas cosas” (Juan 12:16). Las citas de los Salmos claramente declaran quien es Jesús y que estaban haciendo.


Juzgados por la Palabra de Jesús (Juan 12:44-50)
Jesús anuncia que una casa dividida contra si mismo no puede quedar en pie. Esto es la sentencia final con el judaísmo.


PARENTESIS
Las otra capas en el Evangelio según Juan
En adición a las fiestas Juan también tiene otras presentaciones (o capas) de información que se pueden ver en todo el Evangelio. Si uno presenta una perspectiva en el evangelio es difícil que vean el otro. Por ejemplo, hay varías situaciones y palabras o frases que se repiten en el Evangelio Según Juan que tiene que tomar en cuenta: 7 Señales, 7 horas, y 7 “Yo Soy”.
7 Señales:
Muchas veces usada como sinónimo de milagro. Pero señal es la palabra en el raíz de enseñanza. Un maestro señala la verdad.
1. Señal: Boda (Juan 2)
2. Señal: Sanidad del niño en la sinagoga (Juan 4)
3. Señal: Sanidad del paralítico en Betsaida (Juan 5)
4. Señal: Multiplicación de pan (Juan 6).
5. Señal: Jesús camina sobre el agua (Juan 6)
6. Señal: Sanidad del nacido ciego (Juan 9).
Señal: La resurrección de Lazaro (Juan 11)
Señal: La resurrección de Jesús (Juan 20)


Horas
“Mi hora no ha llegado” (Juan 2:4; 7:6; 7:8; 7:30; y 8:20).
En Juan 12:20 llegaron unos griegos a Jesús. Esta llegada cambia como Jesús habla del tiempo. Juan 12:23, ¨Ha llegado la hora en que el Hijo del Hombre sea glorificado.”
 “‘Padre, sálvame de esta hora...” (Juan 12:27a).
“... Su hora había llegado” (Juan 12:27b; 13:1).
 “La hora viene y ya ha llegado” (Juan 16:32)
 “La hora ha llegado” (Juan 17:1).
 “Consumado es” (Juan 19:30).

7 “Yo Soy Pan, Luz, Puerta, Buen Pastor, Resurrección y Vida, Camino, verdad y vida, la vid”

“Yo Soy el pan de vida” (Juan 6:35, 41, 51).
“YO SOY la luz del mundo” (Juan 8:12; 9:5).
“YO SOY la puerta... (Juan 10:7).
“YO SOY el buen pastor (Juan 10:11).
 “YO SOY la resurrección y la vida (Juan 11:25).
 “YO SOY  el camino, la verdad y la vida” (Juan 14:6).
“YO SOY la vid (Juan 15:1)

“Yo Soy” que es la traducción de JHVH o Jehová esta repetida 7 veces en el Evangelio de Juan. Los “YO SOY” que estén en la lista abajo incluyen aseveraciones de divinidad de parte de Jesús. Es importante identificar los que afirmen la divinidad de Jesús.

“YO SOY el que da testimonio (Juan 8:18).
Yo Soy de arriba” (Juan 8:23).
si no creen que YO SOY, morirá en sus pecados (Juan 8:24).
“Cuando ustedes levanten al Hijo de Hombre, entonces sabrán que Yo Soy  y qué no hago nada por mi cuenta, sino que hablo estas cosas como el Padre Me enseñó” (Juan 8:28).
“Antes que Abraham naciera, YO SOY” (Juan 8:58).
“El decía, YO SOY”  (Juan 9:9; 9: “ese es Juan 9:37).
 “YO SOY el Hijo de Dios” (Juan 10:36).
 “Ellos le respondieron: a Jesús el Nazareno. El les dijo, YO SOY (Juan 18:6).
 “... cuando El les dijo YO SOY, retrocedieron y cayeron a tierra” (Juan 18: 6).
 “Respondió Jesús: Os he dicho que YO SOY; por tanto, si me buscan a mí, deja ir a éstos” (Juan 18:8)

El Padre y Yo uno somos

La relación entre Señal y Discurso
León Morris sugiere una relación entre los 7 señales y los 7 discursos en el Evangelio según Juan:

Señal - Discurso
1. El agua en vino (Juan 2:1-11) - Nacer de nuevo (Juan 3:1-21).
La curación del hijo de oficial del rey (Juan 4:46-54) - El agua viva (Juan 4:1-42).
Curación de un paralítico (Juan 5:18) - El Hijo divino (Juan 5:19-47).
Alimentación de la multitud (Juan 6:1-15) - El pan de vida (Juan 6:22-65).
Jesús camina sobre las aguas (Juan 6:16-21) - El Espíritu que da vida (Juan 7:1-52).
El ciego que recupera la vista (Juan 9:1-41) - La luz del mundo (Juan 8:12-59).
La resurrección de Lazaro (Juan 11:1-57) - El Buen Pastor (Juan 10:1-42) otro autor lo relación este discurso con el ciego de Juan 9.

Otras enseñanzas
Espíritu (León Morris)
Testimonio
Envío (me envío a mi, apóstoles)
Luz

La segunda parte de Juan (Juan 10:1-20:31)
Juan presenta la muerte de Jesús desde capítulo 10:1 como el hecho central de su vida. En la primera parte Juan nos presente Jesús como el YO SOY, como el cumplimiento de las fiestas del Antiguo Testamento, como la Palabra de Dios. En la segunda parte que empieza con la parábola del Buen Pastor (Juan 10:1-21) el libro se enfoque más en la muerte y resurrección de Jesús. La frase clave en la parábola es, “YO SOY el Buen Pastor da su vida por las ovejas” (Juan 10:11).  Se repite 5 veces “dar o doy mi vida” y de “mi propia voluntad” (Juan 10:18). “Nadie me la quita, sino que la doy de mi propia voluntad. Tengo autoridad para darla, y tengo autoridad para tomarla de nuevo. Este mandamiento recibí de mi Padre” (Juan 10:18). De aquí en adelante Juan habla de la muerte de Jesús.

Juan tiene el costumbre de empalmar párrafos, enunciados, temas y secciones en su evangelio.   Se puede organizar el primer mitad usando los señales y discursos.  Pero la tema de la muerte de Jesus se empalma sobre el ultimo señal y discurso.

La resurrección de Lazaro (Juan 11:1-57)
Tiene tres para que’s: v. 4  para que el Hijo de Dios sea glorificado por medio de ella(la muerte de Lazaro),  v.14 para que creáis y v. 42 para que crean que tu me has enviado.

La profecía del Sumo Sacerdote (Juan 11:46 a 53)
La resurrección de Lazaro  sella la determinación de los enemigos de matarle. Ellos no podrían tolerar Jesús haciendo cosas divinos. “Nos conviene que uno muere por que pueblo, y no que toda la nación perezca” (Juan 11:50). “... profetizó que Jesús iba a morir por la nación; y no sólo por la nación, sino también para reunir en uno a los hijos de Dios que están esparcidos” (Juan 11:52).
Ungido para sepultura (Juan 12:1-11)
Jesús dijo: Déjala, para que lo guarde para el día de mi sepultura.

Griegos buscan a Jesús (Juan 12:20-26)
La llegada de los Griegos indica a Jesús que su ministerio a los Judíos ha terminado y su muerte esta cercano. Ya cambia su discurso de “mi hora no ha llegado” a “ha llegado la hora para que el Hijo del Hombre sea glorificado” (Juan 12:23). Jesús claramente identifica que iba a morir, “En verdad les digo que si el grano de trigo no cae en tierra y muere, queda él solo; pero si muere, produce mucho fruto” (Juan 12:24). Jesús mismo esta dando la interpretación de su muerte.

Jesús anuncia su muerte (Juan 12:27-42)
“Padre glorifica Tu nombre” (Juan 12:28).

La sentencia: una casa dividida (Juan 12:44-50)
Entonces Jesús exclamó: “El que cree en Mí, no cree en Mí, sino en Aquel que Me ha enviado. Y el que Me ve, ve a Aquél que Me ha enviado. Yo, la Luz, he venido al mundo, para que todo el que cree en Mí no permanezca en tinieblas. Si alguno oye Mis palabras y los las guarda, Yo no lo juzgo; porque no vine a juzgar al mundo, sino a salvar al mundo. El que Me rechaza y no recibe Mis palabras, tiene quien lo juzgue; la palabra que que he hablado, ésa lo juzgará en el día final. Porque Yo no he hablado por Mi propia cuenta, sino que el Padre mismo que Me ha enviado Me ha dad mandamiento sobre lo que he de decir y lo que he de hablar. Y sé que Su mandamiento es vida eterna; por eso lo que Yo hablo, lo hablo tal como el Padre Me lo ha dicho.”

La pascua final (Juan 13:1-20:31)
Esta parte de Juan cubre los eventos de unas semanas. La gran parte es dedicada a una semana que incluye la preparación de los discípulos para la muerte y resurrección, los eventos de su crucifixión y la resurrección de Jesús. Juan, el Bautista había anunciado que Jesús era “...el cordero de Dios que quita el pecado del mundo” (Juan 1:29). Así Jesús iba a morir como sustituto para recibir la muerte de su pueblo, como su pueblo.

Jesús comparte con sus discípulos en la mesa (Juan 13:1-17:26)
Jesús toma el papel de siervo y limpia a sus discípulos. También pide que sus discípulos hagan lo mismo. (Juan 13:1-19).

El traidor es reconocido (Juan 13:21-30)

Jesús da un ‘Nuevo Mandamiento' (Juan 13:31-35)
“Un mandamiento nuevo les doy: ‘que se amen los unos a los otros;’ que como Yo los he amado, así también se amen los unos a los otros, En esto conocerán todos que son mis discípulos, que se tienen amor los unos a los otros” (Juan 13:34-35).


Los 3 temas de la platica:  1. voy a ir; 2. van a continuar mi misión; 3. No lo pueden hacer solos, les voy a enviar mi Espíritu.
Jesús tenía en claro que ya había llegado la hora. Él toma el papel del siervo (Isaías 53) y lava los pies de sus discípulos. Sabe que esta sucediendo. Sabía que iba a ir para preparar una morada para sus discípulos, “... voy a prepara un lugar para ustedes. Y si me voy y les preparo un lugar, vendré otra vez... “ (Juan 14:2-3).
Jesús afirma la última YO SOY, “YO SOY el camino, la verdad y la vida: (es decir) nadie viene al Padre sino por Mí” (Juan 14:6).
Los discípulos van a continuar su misión: “... el que cree en Mí, las obras que Yo hago, él hará también...” (Juan 14:12). Así cuando ya estar resucitado también dice, “Como el Padre Me ha enviado, así también Yo les envío” (Juan 20:21).
Jesús va a mandar el Consolador, es decir, el Espíritu Santo para capacitarlos para cumplir su misión (Juan 15: 26-27).  El Espíritu les va a llevar a la verdad y para recordar todo lo que Jesús les había dicho. Les va a ayudar a tener la misma interpretación del Antiguo Testamento que les había enseñado (Juan 16:12-13).

YO SOY la vid (Juan 15:1)
Contexto: Jesús acabó de relatar la parabola de la vid unos días antes en Mateo 21:23-27; Marcos 12:1-12 y Lucas 20:9-18. En estos relatos la vid es Israel y los labradores malvados son los sacerdotes y líderes religiosos que evitan que el pueblo puede entender el mensaje de Dios. Jesús viene en representación de dueño de la vid quien es Dios mismo.

Aquí en Juan 15 Jesús se identifica a si mismo como el pueblo de Dios. En el Antiguo Testamento la vid de Dios es su pueblo. Jesús esta por tomar el pecado del pueblo de Dios sobre si mismo. El es el pueblo de Dios. Él es el sustituto para el pueblo. Si uno no esta en Cristo, no es parte del pueblo de Dios (Juan 15:2-7). Estar en Cristo, significa estar en su Palabra. Cualquier cristianismo separada de su Palabra, ya no es cristianismo.

Jesús intercede por sus seguidores (Juan 17:1-26)

Jesús es crucificado y resucitado (Juan 18:1-20:31)
Juan también registra la muerte de Jesús con todo detalle para que todos entienden que Jesús realmente estaba muerto. La muerte es necesario para que haya una resurrección.

Juan da una importancia a la mujer en las apariciones de Jesús resucitado. Es primero a las mujeres. Esto es contra-cultura en que el testimonio de la mujer no valía en aquel tiempo.

Cuando Jesús resucita les llama a sus discípulos sus hermanos. Esto es porque el Salmo 22:22 indica que Jesús va a cantar a sus discípulos el evangelio. Esto también lo confirma  Hebreos 2:12 “Anunciaré Tu nombre a mi hermanos, en medio de la congregación Te cantaré himnos.”

Jesús comisiona a sus discípulos (Juan 20:21)
“Cómo el Padre me envío a mí, así también  Yo los envío” (Juan 20:21).

Tomas llega a creer en la resurrección (Juan 20:24-29).

El propósito de Juan (Lo tratamos al principio.)
Esto es el resumen de Juan en un enunciado: “... para que ustedes creen que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios; y para que al creer, tengan vida en Su nombre” (Juan 20:31).

El epilogo: Pedro y Juan (Juan 21:1-25)
Jesús restaura a Pedro y explica como el va a morir.
Jesús también aclara que Juan también que Juan también va a morir antes que el regresa a la tierra.


Bibliografía:
Donald A. Carson, John, IVP.
Gordon Fee, “Juan” en Douglas Stewart y Gordon Fee, How to read the Bible: book by book, Zondervan.”
Guillermo Hendricksen, El Evangelio Según Juan, El Faro.
Eldon Ladd, Teología del Nuevo Testamento, CLIE.
León Morris, Jesús es el Cristo, CLIE.
León Morris, El evangelio según Juan, CLIE.
Frank Thielman: Teología del Nuevo Testamento, Vida.
Juan y sus epístolas, Moore.
Donald Guthrie, “Juan” en Nuevo Comentario Bíblico Siglo XXI, Casa Bautista.