viernes, 28 de septiembre de 2012

Cómo evaluar un sermón


Cómo evaluar un sermón
Mucha gente me ha preguntado, ¿cómo podemos evaluar un sermón o enseñanza en la iglesia? ¿Está bien el sermón? ¿Es lo que enseña la Biblia?

Esta pregunta es complicada para responder porque me puede poner en el papel de juez de tu iglesia o de tu pastor.

Para salir de este problema, te propongo ayudarte a ser juez de lo que vez o escuchas en tu iglesia. Tú puedes hacer que te escuchen a ti por ser un participante de tu iglesia local. De esta forma, no vas a preguntarme como fue el sermón, sin que vas a hacer tu capaz de determinar si un sermon fue bueno o malo por diferentes  razones.  Así no tendré yo que juzgar a nadie.

Intereses
Cuando una persona habla en el culto o desde una posición de autoridad tiene intereses o metas, pero muchas veces su argumentación es distinta y expuesta de manera erronea. A veces estos intereses son idénticos o similares a los bíblicos.

Por ejemplo, los padres siempre tienen un interés en la obediencia de los hijos. Pero si se plantea por una razón equivocada o por plantear un autoritarismo absoluto, entonces se sale del marco bíblico.

Confusión de fuentes
A. Uno de los problemas es que muchas personas creen que estan hablando de la Biblia, pero lo que estan haciendo es dar su propia opinión o expresando los valores de su cultura. Esta cultura puede venir de su familia, de su escuela, o de su trabajo. Los seres humanos no distinguimos nuestras creencias por su fuente en nuestra mente. Las cosas son ciertas o no lo son.

B. Una manera en que tomamos otras fuentes es cuando brincamos de un texto a otro sin seguir el argumento del primer texto. Estamos siguiendo nuestro argumento y no el del texto. Nuestras creencias o nuestra cultura toma más importancia que el argumento del texto bíblico.

Me acuerdo cuando un pastor vino a la casa y le preguntamos, ¿cómo haces tu sermón?  Nos dijo: “Primero oro hasta que el espíritu me dice que debo predicar. Luego busco el tema en una concordancia.  Tercero, selecciono los texto que están de acuerdo con mi manera de ver el tema.  Luego formo mi bosquejo o manera de presentar el mensaje y finalmente lo predico.”

Fragmentación del texto
Uno de los mitos acerca de la Biblia es que todo lo que la Biblia dice es verdad, por tanto podemos citar cualquier parte de la Biblia sin examinar el contexto en que fue dada. Podemos usarla como un diccionario o enciclopedia. Podemos combinar las verdades que presenta sin fijarnos en la argumentación. Y de hecho muy pocos “sermones” buscan encontrar el argumento de los libros bíblicos.

Llegamos a la conclusión de que este pastor no estaba haciendo un sermón bíblico porque puso sus filtros y su selección de textos antes que el mensaje bíblico.

Evalúa cada texto
Propongo que tenemos que evaluar el uso de cada texto que se usa en el sermón en su contexto original y ver si el sermón presenta el mismo mensaje. Esto quiere decir que un sermón temático es muy difícil de hacer o evaluar en estos terminos.

Forma corta:
1.     Contexto en que fue dada: Contexto es la situación en que el texto está escrito. ¿Qué estaba pasando entre los destinatarios cuando el autor escribe el texto? ¿Cuál era su historia? ¿Qué estaba amenazando su relación con Dios?
2.     Significado para la audiencia original: ¿Cómo iba a cambiar el texto la situación de los destinatarios en su relación con Dios? ¿Qué solución propone el autor bíblico? ¿Qué aprendieron de Dios o Cristo de este encuentro?
3.     Importancia y Aplicacion del sermon en mi vida:
El sermón explica porque es importante que creemos o que hacemos basado en el texto (o textos) del sermón. La prioridad en la Biblia es lo que creemos.

Para predicar con este paradigma recomiendo los cursos de www.moclam.org. El curso que enseña este enfoque es De la Promesa al Cumplimiento.

Forma larga:
1.     CONTEXTO
a.     Contexto: Contexto es la situación en que el texto está escrito. ¿Qué estaba pasando entre los destinatarios cuando el autor escribe el texto? ¿Cuál era su historia? ¿Qué estaba amenazando su relación con Dios?
a.     Semántica: ¿Se definió las palabras claves en el texto? ¿En español? ¿En hebreo o griego?
b.     Gramática: ¿Hay algo llamativo en la gramática? ¿Qué contribuye la gramática a la comprensión del mensaje? 
c.      Sintaxis: ¿Cómo está estructurado el mensaje? ¿Cuál es el argumento de texto?
d.    Literatura: ¿Cuál es el genero literario del texto del sermón? ¿Qué figuras de dicción se encuentra en el texto en consideración?
e.     Contexto externo: ¿Qué estaba ocurriendo en el pueblo de Dios que contribuyó a la situación de la que el autor esta hablando? ¿Cuáles eran los eventos religiosos, políticos, sociales o culturales que tomó en cuenta el autor para escribir su texto?

2.    ENSENAÑZA
a.     ¿Qué enseña el texto? ¿Qué dice acerca de Dios, el hombre, el pecado, Cristo, la salvación, el Espíritu Santo, la conducta cristiana, o el regreso de Cristo? Asegura lo que el texto dice de estos temas. No presentes tu conclusion diferente al lo que el texto dice.
b.     ¿Cuál  es la importancia del texto en el libro en el que esta esta escrito?
c.      Por que es importante en la Biblia?

3.     SIGNIFICADO HOY
a.     ¿Por que el texto es importante para nosotros hoy?
b.     ¿Cómo nos enseña a creer en Dios? ¿Cuáles son las creencias que tenemos que dejar de creer?
c.      ¿Cómo nos enseña a vivir? ¿Cuáles son las practicas que tenemos que dejar de hacer?

Para predicar de esta manera recomiendo a Haddon Robinson, La predicación bíblica: Cómo desarrollar mensajes expositivos, FLET-Unilit.

También recomiendo mi curso de Hermenéutica: Método y norma de la interpretación bíblica.

Envíanos los resultados
Nos gustaría saber los resultados de tus evaluaciones de los sermones o de la enseñanza en tu iglesia. Favor de enviarnos solo estos datos: tu ciudad, estado y pais. No es necesario que  compartas los datos del pastor o la iglesia a la que estas evaluando. Mi correo es Juankennington@gmail.com